El seleccionado argentino masculino de vóleibol le ganó 3 a 2 a Egipto y se clasificó a los octavos de final

Argentina se impuso con parciales de 27-25, 26-28, 24-26, 25-17 y 15-6 ante los egipcios, con el central mendocino Agustín Loser (19 puntos) como figura y el opuesto sanjuanino Bruno Lima como máximo anotador con 23.

Con la obligación de ganar para no quedar eliminado del torneo, el equipo conducido por Marcelo Méndez no jugó un gran partido en la capital eslovena, Ljubljana, pero el triunfo le alcanzó para entrar a los octavos como uno de los mejores terceros. Ahora deberá esperar a otros resultados para conocer su próximo rival, en un cruce que será -seguramente- contra uno de los mejores.

Los argentinos venían de dos derrotas en el grupo F por 3 a 2 contra Irán y Países Bajos, que -ya clasificados- definirán hoy las posiciones de cara a la próxima fase.

En este Mundial participan 24 países, divididos en seis grupos de cuatro, y pasarán a octavos de final los mejores dos de cada zona más los cuatro mejores terceros.

Contra Egipto, Argentina formó con Luciano De Cecco, Bruno Lima; Agustín Loser, Martín Ramos; Facundo Conte y Luciano Vicentín. Líbero: Santiago Danani. También ingresaron Jan Martínez, Matías Sánchez, Pablo Kukartsev y Luciano Palonsky.

El punta formoseño Ezequiel Palacios no pudo jugar en la fase de grupos por una lesión en la rodilla.

El seleccionado albiceleste, medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Tokio, presenta un equipo mixto en este Mundial con ocho de los jugadores que estuvieron en la conquista histórica y seis jóvenes debutantes en el Mundial de mayores.

En sus 12 participaciones mundialistas, Argentina solamente logró subirse a un podio en el Mundial de 1982, que se jugó en nuestro país, y ocupó el 15º lugar en el último Mundial de Italia-Bulgaria en 2018, cuando al seleccionado lo dirigía Julio Velasco.

 

Similar Articles

Comments

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img

Mas populares

Desarrollo Web Efemosse