Colombia: Murió un pacifista por balacera en una marcha

 

Lucas Villa, de 37 años, quien se convirtió en un símbolo de la ola de protestas que sacude a Colombia desde fines del mes pasado, había sido declarado el lunes con muerte cerebral tras permanecer en terapia intensiva desde el miércoles pasado.

Al anunciar la muerte cerebral, el gerente del Hospital Universitarios San Jorge, Carlos Restrepo, anticipó el lunes que el corazón de Villa dejaría de latir en un par de horas.

El padre de Lucas, Mauricio Villa, anunció este martes su muerte y aseguró que no escatimará en mostrar su legado, en declaraciones a la Radio Caracol de Colombia.

«Quiero dar a conocer al mundo los pensamientos de Lucas, es un romántico que creía que podía cambiar el mundo con una flor. Que la palabra y su poder no podía ser superada por el poder de las armas», aseguró.

Villa, estudiante de la carrera Ciencias del Deporte y la Recreación de la Universidad Tecnológica de Pereira, deportista, profesor de yoga y psicoterapeuta, recibió ocho disparos de bala el 5 de mayo cuando Colombia atravesaba la octava noche consecutiva de una ola de protestas desatada por un proyecto de reforma tributaria.

Villa era una de las tantas personas que marchaban pacíficamente ese día contra la violencia institucional Pererira, en la capital del departamento de Risaralda.

De pronto, dos personas vestidas de civiles irrumpieron en la concentración y dispararon indiscriminadamente desde arriba de una moto contra la multitud que se movilizaba por un viaducto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Desarrollo Web Efemosse